jueves, mayo 10, 2012

JUEGOS PARA NIÑOS CIEGOS.


E
l juego en los niños pequeños requiere de un exceso de actividad física y de imitación. De hecho, todo ser, desde el momento en que llega al mundo, inicia su adaptación al medio observando para luego, a través de lo que ve, comenzar a imitar, adaptarse y desarrollarse en éste. En el caso del niño ciego, la actividad física y la imitación provienen de los sentidos restantes a la vista. Ya que no recibe información visual factible de ser reproducida con su propia acción, el niño ciego juega poco o, a lo menos, desarrolla una actividad lúdica con su cuerpo y los objetos que le rodean, muy distinta.

Debemos tener en cuenta que los niños sólo juegan por placer  y no con un objetivo específico. Por medio de esta actividad adquieren numerosas habilidades. Los juegos de fantasía, de interacción con el otro, de movimiento del cuerpo y exploración del medio le ofrecen la oportunidad de aprender. Ya que sin la vista no se puede observar para aprender, es importante recordar que muchos niños ciegos necesitan aprender “cómo” jugar con sus juguetes y  como jugar con otros niños de manera apropiada.

Muchos juegos infantiles alientan a los pequeños a desarrollar los conceptos de cognición básicos, tales como reconocimiento de letras, números, colores, formas y texturas, al mismo tiempo que enseñan habilidades sociales, como tomar turnos, relacionarse con otros niños de la misma edad y participar en actividades de grupo.

A continuación encontramos una lista con los juegos que desarrollan comúnmente los niños normovisuales y que son aprendidos por imitación y/o observación de otros niños  o del acontecer  diario:

a)      tomar el té

b)      jugar a la pelota

c)      saltar el cordel

d)     ajedrez

e)      monito mayor

f)       ludo

g)      bachillerato
           

Ahora veremos algunos juegos y áreas de habilidades. Estos juegos pueden ser encontrados en las jugueterías y la mayoría de los niños ciegos pueden jugarlo sin necesidad de adaptación.
 

Juego:
Habilidad que desarrolla:
Simón
Memoria auditiva
Perfección
Movimiento de motor fino
Cootie
Movimientos de motor fino
Don't spill the beans
Movimientos de motor fino
Hot potato
Interacción social


Los juegos musicales y auditivos son importantes para los niños ciegos pues les “responden” y los estimulan. También pueden ser conseguidos en las jugueterías con gran variedad de nivel de desarrollo. Los juegos armónicos, las cajas musicales e instrumentos musicales son buenos para desarrollar las habilidades motoras finas y el movimiento de la muñeca y también para la comprensión de causa y efecto.
 

Juego:
Habilidad que desarrolla:
Los teclados  musicales
Fortaleza de los dedos y movimiento aislado de los  dedos.

Los instrumentos de viento
Cerrar los labios y contener el aliento.

Los instrumentos de percusión (tambores, palitos, cajitas)

Par movimiento simultáneo de las manos.
Los instrumentos de sacudida
Para aprender el concepto de causa y efecto.

See’say
Para el uso simultáneo de las manos.

Los trompos giratorios
Fortalecen los brazos y las manos.

Busy Poppn’pals
Diversas habilidades manuales.


         Es de suma importancia escoger el juego adecuado para el niño y hacer adaptaciones, cuando sea necesario. Estos deben corresponder a su nivel de desarrollo y lo que es más importante, los juegos deben ser factibles de ser jugados también por niños sin discapacidad, lo cual permita la integración ciego-normovisual.
 
Además de juegos que no requieran modificaciones, existen numerosas adaptaciones que se pueden hacer a otros juegos para que así el niño ciego tenga acceso a una gran variedad de recreo y descanso, tales como:

·         Marcar con goma o diversas texturas algunas partes de la tabla de juego.

·         Añadir marcadores de braille a la tabla .

·         Usar velero en las tablas de juego  o en interior de las piezas del juego.

·         Traducir al braille las instrucciones o cartas de juego.

·         Grabar en cintas las instrucciones del juego.

·         Usar texturas o goma para marcar las diferencias entre las piezas del juego.

·         Marcar los dados con marcadores de braille o con puntos de goma.

·         Jugar tic-tac-toe de palitos

·         Usar la tapa de una caja grande para definir espacio.

·         Llevar la cuenta en tablillas de palitos o pequeños objetos en un recipiente.

Si durante la infancia le damos oportunidades al niño ciego para aprender mediante el juego, este se irá desarrollando en el aprendizaje pre-lingüístico, adquirirá conocimiento de su cuerpo, hará movimiento con sus manos, empleará los dedos, adquirirá fuerza muscular, destrezas táctiles y auditivas, etc. Todas estas experiencias le permitirán enfrentarse al medio y podrá existir en su vida la palabra INDEPENDENCIA.

El mejor momento de comenzar con este proceso del juego es cuando el niño tiene 2 a 3 meses de edad. Si tempranamente ha jugado a variados tipos de juegos, necesitará muy poco o quizás nada de entrenamiento.